domingo, 11 de mayo de 2008

Lawn Tennis ganó un partido "peleado"


No sé si fue la mejor decisión. Tenía ganas de ir a ver Huirapuca-Universitario pero me quedé en la ciudad de San Miguel de Tucumán.
Las opciones que seguían eran Los Tarcos-Cardenales y Natación-Lawn Tennis. La idea de ir a ver un clásico me seducía y, además, no había visto a los blancos todavía. Quería saber qué proponían y como siempre es un rival duro, también quería saber cómo haría Lawn Tennis para sortear un hueso duro. Creo que no fue la mejor decisión.
Qué difícil es hablar de un partido de rugby cuando quienes tenían que jugarlo no quisieron hacerlo. ¿Por qué digo esto?
Hubo algunos jugadores que no entendieron que cambiaron las reglas, que no entendieron que el rugby pasó de ser un grupo de hombres tirados a "guapitos" con la guinda como excusa para poder golpearse con o sin intención, a un deporte más profesional donde la destreza física, la inteligencia y la calidad prevalecen sobre la fuerza y la tozudez.
Si no me entiende aún, debo decirle que el partido que ví entre Natación y Lawn Tennis, donde ganó el último por un 39 a 3 indiscutido, dista por lejos de ser rugby.
Los hechos de violencia que se generaron sobre todo en el segundo tiempo y provocaron que el árbitro Claudio Antonio expulsara a cuatro jugadores (tres del local y uno de la visita), me exime de mayores comentarios.
No entraré en la discusión barata, inútil e innecesaria de que si el árbitro tuvo o no la culpa. A su favor diré que es un ser humano y puede equivocarse y, por otro lado, que estuvo realmente solo ante 30 hombres que no lo ayudaron ni tuvieron la intención de hacerlo para que el partido saliera mejor o que no se generaran hechos violentos. Y recurriré a la máxima de este deporte: el árbitro siempre tiene razón.
Alguien me dirá, y con buen criterio, de qué quiero hablar si no digo que hubo un jugador del Lawn Tennis (realmente no distinguí bien quién era sino lo ponía sin miramientos en este comentario) que le pisó la cabeza "deliberadamente" a un jugador de Natación, demostrando que no sólo el local tuvo acciones antireglamentarias. También desmitifica que el blanco es un equipo que siempre tiene problemas de disciplina.
Este hecho provocó la "de-safora-da" (hay un juego de palabras intencionado aquí para ubicar al personaje) reacción de algunos hinchas quienes intentaron en vano alertar al árbitro.
Aquí creo que el árbitro se equivocó. No paró el partido, no habló con los capitanes y no advirtió que sería el último hecho que admitiría antes de suspenderlo. Sí habló un par de veces. Pero ante los reiterados "golpes de puño" que se convertían en penales en contra del local no había necesidad de seguir un partido que había perdido la razón de ser.
Hablando del partido, dejando de lado estas cuestiones ajenas al deporte, fue malo en serio. Lawn Tennis, que había demostrado un claro concepto de juego el domingo anterior y una superioridad incuestionable ante el Jockey de Salta, se olvidó los papeles de candidato en su sede del Parque 9 de Julio y los argumentos presentados con anterioridad nunca aparecieron en Natación.
Tal vez porque el blanco le planteó un partido no sólo áspero sino defensivamente duro. Y seguro que no les gustó a los benjamines.
No volveré sobre los hechos de violencia porque no merecen más líneas. Tampoco sé cómo empezó ni quien. No me interesa en absoluto.
Federico Mentz abrió la cuenta para Lawn Tennis con un penal luego de un derrumbe de un scrum y volvió a marcar con una corrida de Andrés Chavanne veinte minutos después.
Cuando Natación proponía un juego de manos, se hacía intenso el partido y se abrían los caminos para llegar al in-goal pero la defensa visitante estaba bien atenta. Mentz aseguró otro penal y después un try, casi sobre la hora, cerca de la bandera, dejaron el parcial 18 a 3 para la visita. Gabriel Ascárate, en la única que tuvo, acertó un penal.
Lawn Tennis la tenía clara: pelear la pelota y la posición sin infracción. Y lo consiguió. En cuanto al resto de las formaciones, el ganador no fue tuvo una buena tarde en el line; el scrum fue parejo hasta que los cambios introducidos por Natación le quitaron eficacia y las expulsiones, juego. Sí tuvo supremacía en los rucks. Allí ganó varios. Y allí se generaron los primeros contactos fuertes del partido.
El segundo tiempo siguió con la característica del primero pero, esta vez, condimentado con los hechos arriba descriptos.
Ante las amarillas, expulsiones y demás, Lawn Tennis amplió más aún su ventaja con tries decisivos que derivaron en el punto bonus.
No fue un buen partido. Tuvo el sabor de un clásico pero fue amargo porque ambos equipos sacaron a relucir lo peor de cada uno.
Volví a casa pensando en cómo pretendemos cambiar el rugby, que nos den el lugar que "creemos" nos merecemos sino pensamos en cambiar nosotros primero o si no damos un buen espectáculo tanto dentro como fuera de la cancha.

Resultados
Zona A:
Natación 3 - Tucumán Lawn Tennis 39 (0-5); Huirapuca 23 - Universitario Tucumán 21 (4-1); Lince 48 - Tiro Federal 20 (5-0); Bajo Hondo 18 - Santiago Lawn Tennis 30 (0-5). Libre: Jockey de Salta.
Zona
B: Los Tarcos 11- Cardenales 18 (1-4); Jockey Tucumán 34 - Gimnasia y Tiro 9 (5-0); Tigres 20 - Tucumán Rugby 26 (1-4); Old Lions 7 - Universitario de Salta 48 (0-5)
Posiciones:
Zona A: Universitario Tucumán 11; Tucumán Lawn Tennis 10; Huirapuca y Lince 9; Natación 8; Santiago Lawn Tennis 6; Tiro Federal y Jockey Salta 2; Bajo Hondo 0.
Zona B: Universitario Salta 15; Cardenales 13; Jockey Tucumán 12; Tucumán Rugby 10; Los Tarcos 7; Gimnasia y Tiro 5; Tigres 1; Old Lions 0.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

hola, la verdad q no me gusta opinar, soy jugador de natacion y gimnasia pero no me toco estar en la cancha por una lesion, pero queria aprovechar para decir q esta es la unica nota q habla realmente sobre lo q paso en el partido, q fue de los 2 lados donde hubo malas intenciones, y q no se debe culpar al arbitro por lo sucedido, sino a los jugadores, hay q cuidar el rugby sino no vamos a ningun lado, pero no me parecio lo q dijeron en todos lados q los de natacion agredieron sin razon, no los justifico, al contrario, estoy en total desacuerdo con la reaccion, pero no fue de la nada, fue poir parte de los 2 equipos la vergonzosa actitud...

Horacio Gambarte dijo...

Antes que todo, gracias... Trato en lo posible de comentar lo que veo, de manera objetiva aunque un viejo periodista dice que la objetividad pura no existe.
Me hubiera gustado conocer tu nombre así no tendría que saludarte como Anónimo.


Más información en www.rugbytucumano.com.ar